Me llamo Josep.
Soy fotógrafo publicitario, instructor de fotografía iluminación y posproducción.
También soy especialista en fotografía 360º, realidad virtual y fotógrafo de confianza certificado por Google.
Profesional y empresario autónomo inscrito en el RETA.
Nací en Barcelona (una de las ciudades más guapas del mundo).
Desde que era un niño empecé a desarrollar un extraño sentido sobre la observación de la realidad combinado con una especie de imaginación inquietante.
Fui autodidacta en fotografía e iluminación durante mucho tiempo (todavía lo soy) y no me cansaba de investigar y experimentar. Expuse fotografía en diferentes salas y espacios.
Más tarde (ya más calmadito) realicé estudios de fotografía e iluminación. Concretamente:
-Fotografía de Bodegón Creativo y Publicitario en el Instituto de Estudios Fotográficos de Cataluña (IEFC)
-Fotografía de Moda y Celebrities en la Escuela Superior de Imagen y Diseño (IDEP) de Barcelona
-Fotografía y Creatividad en AtelieRetaguardia
Soy padre de dos bellezas femeninas (tal vez sea lo más destacable que he hecho en mi vida y tenía que hacerlo constar)
Soy licenciado en Derecho, profesor de Derecho y Master en Derecho y Negocio Marítimo y Portuario (pero esto aquí no toca, sólo es para hacer bulto).
Y ya no soy nada más.
¿Por qué escogerme a mi?
Modestia a parte:
Por la seriedad, la profesionalidad, la técnica, la experiencia, la formación académica, el rigor, la imaginación, la planificación, la adaptabilidad, la rapidez, la legalidad, la honestidad y el precio.
Si es todo junto: es claramente diferenciador.
 
Contacto
Josep Brunet Insensé
Director de fotografía publicitaria
Instructor de fotografía, iluminación y posprodución
+34 676333715
josepb.photo@gmail.com
 

También se me puede encontrar en:

Con licencias oficiales de Adobe

 

Testimoniales

 

“Un día mi hermana me comentó que su profesor de fotografía era un personaje curioso, culto, meticuloso, interesante. Decidí ponerme en contacto con él ya que quería fotografías de la nueva imagen para las botellas de cava que iba a lanzar en breve.
Josep captó mi idea y se puso de inmediato en la tarea de sacar de las etiquetas el tacto, el color, la esencia para que pareciera a través de la fotografía que se podían tocar. Darles el relieve, las iridiscencias, los brillos fue una tarea enorme que fue más allá de la fotografía de los objetos.
La comunicación con Josep es otro de sus puntos. Te adentra en su mundo fascinante y te transmite sus inquietudes y sus dudas…Cuantas horas juntos discutiendo un sólo píxel, ¿verdad Josep? “

Ramon Giró Gramona
Propietario Cavas Jaume Giró i Giró

“Josep fotografía nuestros productos y se siente parte de nosotros. Recordamos el primer día cuando vino a fotografiar a nuestra sede con todo planificado (loco de la planificación)…estuvo un buen rato peleándose con lo que él llama “sus esquemas de luz”. De acuerdo con los medios de que disponemos y el espacio en el que debe fotografiar, su planificación no servía y se le oía despotricar de si mismo a regañadientes.
Supo improvisar y de repente encendió las luces y mes allá de la luz se Iluminó su cara de una forma especial.
Josep ha sabido dar a nuestro producto un aspecto profesional que incrementa las ventas y genera atracción. Es un excelente profesional. Probablemente el mejor en una tarea de una gran complejidad técnica.”

Gregory Garcia
General Manager. Golden Vintage

“Nuestra relación con Josep, se inició a través de unas clases de fotografía que vino a impartir a personal de nuestra empresa. Unos meses más tarde comenzó sus trabajos como fotógrafo para las viviendas que gestionamos en alquiler y venta. Desde el primer momento, nos dimos cuenta de que Josep amaba la fotografía y vivía para ella. La manera de explicar las técnicas, los trucos de buen fotógrafo,… todo ello de una manera práctica y envuelto de pasión por su trabajo. Otra cualidad que desde el primer instante pudimos comprobar es su calidad humana.

Aunque suene a tópico más que buen profesional, nos ha demostrado durante el tiempo que llevamos trabajando con él, que es aún mejor persona. Es una persona muy responsable, muy organizada, emprendedora, muy motivada, con mucha iniciativa, cuida al máximo los detalles, perfeccionista en sus trabajos y a la que le encantan los retos profesionales por difíciles que estos sean.

El trato con él se vuelve sencillo, afable, es una persona que se adapta, siempre dispuesto a ayudar, propone mejoras… Su forma de ser ha hecho que desde sus primeros trabajos con nosotros lo consideremos uno más del equipo humano que forma Universal Holiday Centre. Muchas gracias Josep por trabajar con nosotros, por transmitirnos esa cercanía, ese buen humor y sobre todo la pasión por la fotografía.”

Peter van Diest
Director General
Univesal Holiday Centre

“Si no te gusta la fotografía pero tal vez quisieras que te gustara…si te gusta la fotografía pero quieres que te apasione, si disparas en automático pero quieres descubrir la inmensidad creativa del disparo en manual, si todavía no sabes que el formato Raw “cambiará tu vida” (cómo dice él con vehemencia)…si quieres descubrir la luz, sorprenderte con una visión distinta de las cosas…
Josep es perfeccionista hasta el extremo, pedagogo magnífico, generoso, con gran vocación para enseñar todo lo que hay delante y detrás de la cámara y de hacerlo disfrutar al máximo.”

Artur Martí Dalmau
Vicegerente y jefe de área
Universidad Rovira i Virgili

“Josep Brunet: Perfección Obsesiva”. Por: Jordi Alcover

Pienso que cuando ves trabajar a Josep te vienen a la mente esas dos palabras.

Nos vino a ver con una propuesta imposible de rechazar: mejorar la fotografía de las 1500 botellas que cada año publicamos en la Guia de Vins de Catalunya (Guía de Vinos de Cataluña) desde hace siete años. Es cierto (todo sea dicho) que hasta entonces las fotos las hacíamos nosotros con una tienda de luz y un foco de luz blanca y no tenían la calidad mínima necesaria. Pero también era evidente que él no dispondría de tiempo para retocar (como deseaba) todas las impurezas del vidrio de cada botella, todas las imperfecciones de todas les etiquetas, todos los reflejos que debido a las luces que se filtraban por todos los sitios, hasta incluso desde 30 metros desde una ventana lejana de la gran sala de nuestras instalaciones y que daba un leve tono rojizo a la base de la botella (en el caso por ejemplo de los vinos blancos)…

Es sorprendente comprobar como mira un “ojo educado”. Pero nosotros debíamos fotografiar en serie y a toda pastilla y no era poco frecuente que por ejemplo, al cabo de diez fotos seguidas él nos dijera que algo no estaba bien. Hubo que pararlo todo para subir al terrado. Las láminas de una ventana casi imperceptible estaban algo abiertas y había que cerrarlas todas como se pudiera.

Él desde abajo, escrutaba el producto para comprobar que desaparecía la refracción parasitaria e indeseable aunque minúscula, que había detectado en una botella. Nosotros le insistíamos -“Josep…que no se va a notar”- pero él no claudicaba. Había que solucionarlo para que aceptara continuar y que toda la serie quedara perfecta.

Aun así, esa “perfección” seguro que distaba mucho aun de lo que él pretendía conseguir, aunque más que suficiente para nuestras necesidades. Al final se conformó, pero apareció al cabo de 15 días con un CD que contenía más de trescientas fotografías que no pudo evitar retocar…

Contratar a Josep para fotografía significa una apuesta segura por la calidad. Él “solito” es incapaz de hacer una mala fotografía. Cuando las mira justo después de haber disparado, a menudo cuando no le gusta, su concentración le hace incluso incapaz de explicarte porqué no la considera buena y la borra inmediatamente con un punto de vergüenza por no haber acertado a la primera. En ese ese preciso instante ya ha dado inmediatamente con la solución antes de que tengas tiempo de preguntarle qué hay que hacer.

Recuerdo también tomas que nos hizo de una pintura del siglo XVII. Tras un par de horas de pruebas de todo tipo, flashes y focos por aquí y por allá, de la búsqueda casi inquisitorial de luces heréticas que, en la sala donde estaba el lienzo contaminaban de reflejos el óleo de la pintura negra del fondo del cuadro y pálida de la figura del pobre San Sebastian, moribundo y asediado por los destellos de las paredes blancas, decidió parar. Se comió un helado, y tras terminarlo tenia la solución. Lo hizo apagar todo y pilotó simplemente al mando de su cámara. Perfecto, clavado -pensé yo- ya lo tenemos. Pero él obviamente se llevó las fotografías porqué consideraba que todavía no estaban al nivel que buscaba.

No esperéis que no os haga un chequeo a fondo de todas y cada una de las fuentes de luz disponibles antes de hacer una foto. Tampoco esperéis que sea una tarea sin su implicación y compromiso: la calidad pide rigor, minuciosidad, detalle, claridad de ideas, una visión previa en su cerebro del resultado que busca y mucha pasión por la tarea a realizar.

Para Josep, cada trabajo es un nuevo reto. Si lo contratáis el acierto será seguro. Pero id asumiendo que él quiere hacer fotos perfectas y es tan tozudo que -casi- siempre lo consigue.

Jordi Alcover Mestres
Director de La Guia de Vinos de Cataluña

“Josep fotografió varias botellas para uno de mis libros de vinos.
Meticuloso, auto-exigente, y perfeccionista, el resultado fue excelente.”

Lluís Tolosa Planet
Periodista y escritor

“Excelente profesional. Muy técnico. Rapidísimo en las entregas. De una total seriedad. Creativo. Con muchas horas de vuelo. Siempre atento. Gracias por tu trato, Josep !! “

Mònica Perelló Segura
Vinos y Cavas Portell

Ostras, ostras…yo no esperaba tanta coincidencia con eso del perfeccionismo y no sé qué más. Espero no dar una imagen de que soy un “tiquismiquis”. A mi me gusta reír y divertirme con mis clientes.

Bueno, teniendo en cuenta ese denominador común me apetece citar dos frases:

La primera es de la actriz Núria Espert:
“Cuando actúas, como cuando haces cualquier otra cosa en la vida, tienes dos posibilidades: ser perfecta o hacerlo lo mejor posible. La primera es un camino seguro hacia la destrucción. (…) Optar por la segunda vía me parece mucho más sensato”.

La segunda es del poeta Oscar Wilde:
“Me pasé toda una mañana pensando si dejaba o quitaba una coma de uno de mis viejos poemas y al final decidí quitarla. Por la tarde la volví a poner”.

Josep Brunet Insensé

CompartirShare on FacebookShare on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone

Lectura disponible també en: Català English